El software libre saca músculo en la LibreCon

Por: Joseba Zubialde
 
Bilbao acoge el cuarto congreso del sector, donde además de casos de éxito de distintas firmas se muestran los beneficios sociales de su aplicación
 

LibreCon, o lo que es lo mismo, el IV congreso nacional de Software Libre y Tecnologías Abiertas ha demostrado que el negocio de las empresas también se encuentra en compartir el conocimiento. Cerca de 1.500 personas se han dado cita en el Palacio Euskalduna de Bilbao para compartir casos de éxito y demostrar que el futuro pasa por el software no privativo.

La Asociación de Empresas de Software Libre de Euskadi (Esle) y la federación nacional del sector (Asolif) han sido las organizadoras de la cita, donde uno de los platos fuertes del congreso sea la conferencia que imparta mañana el presidente de Red Hat, Jim Whitehurst, una de las compañías con mayores ingresos, cuyos beneficios de este año han llegado hasta los 1.200 millones de euros.

Una de las conferencias que más ha llamado la atención este martes ha sido la de Enrique Dans, profesor de IE Business School, quien ha defendido los beneficios que puede aportar implantar la “apertura como estrategia empresarial”. Entre esos beneficios está que “si tienes un proyecto de este tipo con una comunidad que funcione, si tu producto tiene algún error es detectado”, lo que supone “una ventaja” ya que se logra una mayor “eficiencia”.

Uno de los ejemplos que ha empleado Dans ha sido el de Facebook, que hace unos años creó una plataforma para desarrolladores donde abrió parte de sus funcionalidades. El objetivo era que los desarrolladores detectaran las necesidades de los usuarios y les ofrecieran productos. Ello derivó en la creación de distintos juegos y aplicaciones como Farmville, por ejemplo, lo que hizo que la red social incrementara de forma brutal el número de usuario. “La gente otorgó valor a Facebook por una aplicación de un tercero que le daba la posibilidad de crear un contexto social”. Dans ha defendido que “una empresa de este tipo, por sí sol, es imposible que sea competitiva, necesita abrirse a terceros con ideas”.

Soberanía e inversión local

“El software libre no tiene que ser el fin, tiene que ser la herramienta para lograr la soberanía tecnológica”, ha defendido Ramón Ramón Sánchez, experto en implantación de este software. En su ponencia ha explicado que una de las consecuencias del empleo de software privativo como Oracle, por ejemplo, es que el ciudadano o el gobierno pierde el “control” sobre esos datos ya que si no se paga la licencia no se puede acceder a esos datos.

A este respecto, ha defendido que los programas open source garantizan esa soberanía sobre los datos ya son de código abierto y solo necesitan de conocimientos técnicos para ser programados. En ese sentido, ha hecho hincapié en que “el software libre supone una inversión porque son profesionales de la localidad o la región quienes generan el conocimiento” mientras que con el software privativo “el dinero en royalties se va fuera del país”.

Al margen de las distintas conferencias este martes también se han presentado nuevos productos. David Olmos, CEO de Zylk y presidente de Asolif, ha presentado la cuarta versión de Sinadura, un programa de firma digital, empleado en la actualidad en el Parlamento Vasco. Entre las novedades más destacadas de la nueva versión está la posibilidad de definir distintos perfiles, la posibilidad de vincularlos a distintas posiciones en las que deben ir en el documento o la previsualización del texto en página.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>